InicioCapitalEduardo Rivera quiere perpetuar a sus funcionarios en el Ayuntamiento de Puebla

Eduardo Rivera quiere perpetuar a sus funcionarios en el Ayuntamiento de Puebla

-

El cabildo modificará el Coremun sin contar con un proyecto integral para sustituirlo, informó el regidor de Morena, Leobardo Rodríguez

Tres millones de pesos pretende destinar la administración municipal para el pago de consultorías para abrogar el Código Reglamentario Municipal, pese a que el proceso aplicado está incompleto y el proyecto presentado ante las y los regidores tenga errores elementales, lo que pone en riesgo el orden jurídico y económico así como la operatividad de la Comuna, advirtió Leobardo Rodríguez Juárez, regidor de la fracción Morena-PT.

“Se pretende cambiar la totalidad del orden normativo del municipio” sin que se cuente con una propuesta integral -para sustituir el Coremun- en la que se consideren todas las referencias normativas, jurídicamente viables, el impacto presupuestal y su transición, expuso durante su participación en la comisión de Gobernación.

También, señaló, los plazos marcados para la implementación de esta reforma no son operativamente viables para el análisis completo de cada uno de los 2 mil 439 artículos que integran el Coremun y el impacto que tendrían los cambios en los reglamentos, lineamientos y manuales para su aplicación.

Leobardo Rodríguez también refirió la intención del gobierno de Eduardo Rivera Pérez de crear la figura de servicio profesional municipal, pero con la premisa de generar nombramientos permanentes para perfiles de nivel direcciones, subdirecciones y jefaturas de departamento para personas con afinidad partidista hacia la presente administración.

Sesión en la que también cuestionó la sorpresiva decisión de cambiar de adscripción a la Dirección de Mercados, la cual pasará a formar parte de la secretaría de Gobernación tras su desincorporación de la secretaría de Desarrollo Económico y Turismo, sin que se hubiera presentado una justificación para hacerlo.

En otro sentido, lamentó la postura de sus pares al votar en contra de la propuesta de poner el nombre de la recién fallecida regidora Ana Laura Martínez Escobar a la sala de prensa ubicada en el edificio de la coordinación de Regidurías -en reconocimiento a su trayectoria dentro de la administración municipal- con el argumento que no basta con fallecer para que se considere tal situación y por la existencia de varios perfiles más que lo merecen.